01-10- 2008 - Nota

Matt: La Diosa al Timon del estado

por Seforah Caris (Viky Flores)ky Flores
 

En el estudio de las escasas inscripciones conservadas en lengua jeroglífica permiten constatar que estaban presentes los valores que fundaban el Egipto faraónico, simbólicamente representado por un monarca que debía unir las Dos tierras y asegurar su prosperidad mediante la celebración de los cultos. A los faraones de la I dinastía se les atribuían dos sepulturas, una en Saqqara, lugar cercano a El Cairo, y la otra en Abydos, en el Egipto Medio. Es decir una tumba en el Norte y otra en el Sur, con objeto de recordar que el faraón debía comunicar esos dos polos complementarios. Una de las dos moradas para la eternidad favorecía la perennidad del cuerpo luminoso e invisible del monarca, la otra al reposo de su cuerpo momificado.
Curiosamente, en las excavaciones arqueológicas se han encontrado varias sepulturas de mujeres de las primeras dinastías, privilegio como ya veíamos, sólo un faraón podía disfrutar; estos hallazgos prueban tanto el respeto reservado a la mujer como su eminente posición en las esferas del estado.
Una de esas mujeres fue la reina Ny – Hepet – Maat : “ el timón en manos de Maat “.
El que a una reina se le considere “ el timón “ demuestra que era capaz de orientar correctamente una nave o barco, en referencia al Nilo, la gran vía de circulación que procura la subsistencia del país.
Maat significa “ regla “ manifestando la idea de orden, armonía cósmica, equilibrio eterno del universo, justicia celeste inspiradora de la justicia humana, rectitud, solidaridad entre los seres vivos, verdad, justo reparto de los deberes, cohesión social y sabiduría.
Al invocar a Maat no hay tiranía, todo se convierte en armonía, asegurando la cohesión entre la comunidad de los hombres y las potencias creadoras.
Desde el punto de vista de la historia la reina Ny - hepet – maat es la encarnación terrestre de la diosa Maat , y esta de manera fundamental la base de la civilización egipcia.

Maat luce en su cabeza una pluma, la timonera, que permite al pájaro dirigir su vuelo; es también la que inspira la acción cotidiana del faraón y la reina, cuya función principal es imponer a Maat en lugar del desorden y de la injusticia, luchando contar los defectos inherentes del ser humano: la distracción, la pereza, la sordera respecto al prójimo, la ciega obstinación y la codicia. De manera que el estado sea el justo reflejo de la armonía cósmica.
¿ acaso no significa confiar a la mujer la más vital de las responsabilidades?

 

 

Hathor